es

Una funcionaria del Centro Internacional de Formación de la OIT navegará desde La Rochelle hasta Salvador de Bahía

Entrevista a Daniela Klein, funcionaria del Centro en Turín. Daniela Klein participará en una regata individual junto con otras 83 embarcaciones, de las cuales sólo 5 estarán tripuladas por mujeres. La regata zarpará de La Rochelle (en Francia) hacia Funchal (en Madeira, Portugal) a 1.100 millas, y luego desde Funchal hasta Salvador de Bahía, a 3.100 millas de distancia. La navegación cubrirá un total de 4.200 millas, un equivalente a 8.000 kilómetros. Daniela zarpará el 13 de setiembre y la duración de su viaje dependerá en gran parte de las condiciones meteorológicas. Se ha estimado que cubrirá la primera etapa aproximadamente en una semana, mientras que se han previsto 20 días para la segunda etapa.

1. ¿Daniela, por qué decidió tomar parte en esta regata de vela?

La participación en esta competición es algo que va mucho más allá de un evento deportivo . Fueron necesarios tres años de ardua y meticulosa preparación para figurar en la lista de los navegantes admitidos. En estos tres años he invertido todos los recursos que tenía, junto con los que no tenía. He tenido que aprender cosas de muchos dominios, desde la astronomía hasta la electrónica pero, sobre todo, he tenido que extender mis límites, cada vez más lejos.  Ningún otro proyecto emprendido me ha exigido cambiar tantas cosas en mi vida y transformarme en el “motor” de mí misma de este modo. Es cuestión de aceptar un reto consigo mismo y de hacer lo necesario para reunir a muchas personas “razonables” y asumir riesgos totalmente irracionales desde el punto de vista de una vida normal.  Pero al final sé que todo competidor que llega a la meta obtendrá una victoria consigo mismo. Esto requiere pasión, compromiso, no darse nunca por vencida y encontrar siempre los recursos internos para superar los obstáculos en la vida.


2. ¿Estaría dispuesta a compartir con nuestros lectores un vistazo de sus experiencias previas en la navegación competitiva?

He participado en muchas regatas nacionales e internacionales en barcos más grandes, desde la Copa Giraglia Rolex hasta los campeonatos de invierno, como timonel; he navegado más de 10.000 millas por y a través del Atlántico; he cruzado la línea ecuatorial varias veces. En 2007, compré un barco con el objetivo de participar en esta competición que se llamó Transat 6,50, porque se navega exclusivamente en veleros que tienen sólo 6,50 metros de eslora.  En mi periodo de calificación, participé en muchas regatas en el Mediterráneo y el Atlántico; gané la Course des Lions y el Mini Max en 2007; conseguí el tercer lugar y el cuarto lugar en dos ediciones del Grand Prix de Italia. Desde 2007 hasta la fecha, he navegado aproximadamente 8.000 millas entre regatas y transbordos.


3. ¿Qué ha tenido que aprender en la preparación de esta regata?

Tuve que reunir los conocimientos típicos de la gestión de proyecto, promoción, movilización de recursos, finanzas, comunicación, etc. Tuve que aprender cuestiones técnicas. He tenido que ser capaz de reparar todo en la embarcación, una vela rota, estratificar completamente el casco, soldar, solucionar problemas eléctricos, calibrar los aparatos electrónicos y los aparejos, y dominar la cartografía y la astronomía. Además, he completado un curso sobre meteorología con Jean-Yves Bernot (él instruyó a muchos famosos navegantes oceánicos como Ellen Mc Arthur). He tenido una preparación psicológica con un entrenador que ha preparado a los navegantes para las Olimpíadas de Pekín en 2008. Un nutricionista me dio un nuevo punto de vista sobre el alimento y la energía y también tuve la asistencia de un especialista en sueño.

4. ¿Cuál será su visión del mundo desde su embarcación?  ¿Es correcto decir que estos viajes le hacen tener una percepción diferente del tiempo y de la vida?

Mientras uno navega mar adentro, no hay ninguna diferencia entre el día y la noche y los momentos para descansar o comer son muy limitados. Todo está organizado a bordo para tratar de mantener siempre la velocidad máxima, encontrar primero la estrategia apropiada y luego las tácticas apropiadas.  Dado que es una carrera, usted necesita avanzar tanto como sea posible pero, al mismo tiempo, es importante preservar el material y mantenerse siempre en las mejores condiciones posibles, porque si usted tiene un problema en medio del océano, nadie vendrá a ayudarle.

5. Usted debe de haber tenido un conocimiento avanzado del consumo de energía y un alto respeto por el medio ambiente para emprender esta carrera ¿Puede decirnos cómo afectará esto a su regata?

La energía a bordo es una cuestión muy importante. La energía hace funcionar su piloto automático y su GPS.  A bordo de un minitransat, la energía es generada por células solares y pilas de combustible; éstas son dos maneras “limpias” y eficaces para tener la energía necesaria, pero ésta no es ilimitada y usted tiene que usarla ahorrativamente.  Todos los residuos deben ser almacenados en la embarcación durante toda la regata, no se puede arrojar al mar ni una bolsita de té.  La competición y sus organizadores han adoptado los valores de proteger el medio ambiente y han creado el proyecto llamado “Label Blue”. Este proyecto intenta promover el medio ambiente marino, fomentar la solidaridad y descubrir otras culturas y civilizaciones, y está dirigido a los niños de Francia, Madeira y Brasil. Compromete a los niños en los eventos deportivos, desarrolla su mente y curiosidad y les hace adquirir conciencia del desarrollo sostenible. En 2007, hubo aproximadamente 9.200 niños comprometidos en este proyecto.

 

International Training Centre of the ILO

Viale Maestri del Lavoro, 10
10127 Turin - Italy

Contáctenos