es

El enfoque de aprendizaje de Turín

Cómo aprenderá con el CIF-OIT

La promoción del trabajo decente para todos tiene lugar en todos los ámbitos del proceso de desarrollo de las capacidades, desde el emparejamiento adecuado del trabajo y las competencias personales hasta la promoción de políticas nacionales sostenibles. Para estar en contacto con las tendencias mundiales, explotar lar nuevas oportunidades y adaptarse a la constante evolución de los contextos organizacionales e individuales cada vez es más necesario aprender en circunstancias múltiples y siguiendo modalidades diversas. La separación entre el trabajo, la vida privada y el aprendizaje es cada vez más difusa. Existen infinitas posibilidades de aprendizaje para mejorar la eficacia y el bienestar en la vida personal y en el lugar de trabajo. La clave para sacarles partido es el aprendizaje continuo. El enfoque de aprendizaje de Turín es un marco pedagógico basado en los tres pilares de la estrategia de aprendizaje del CIF-OIT: pertinencia, calidad e impacto. Sus trece principios fundamentales son los ingredientes esenciales de la receta que diferencia al Centro de otras instituciones de aprendizaje y formación.

Pertinencia

La pertinencia garantiza que las actividades del Centro estén centradas en el receptor de la formación, respondan a las necesidades actuales de los individuos y contribuyan a los programas de desarrollo de las organizaciones. Una formación pertinente permite a los participantes adaptar sus competencias a las nuevas exigencias del contexto económico y social de su institución y del mercado de trabajo. Por lo tanto, hay muchas actividades con un carácter claramente transversal, además de las centradas en temas concretos. Para garantizar la pertinencia de sus cursos, el Centro establece alianzas estratégicas con instituciones nacionales y regionales de renombre para poder organizar actividades adaptadas.

 

Los métodos se centran en el receptor de la formación

  • Las necesidades de aprendizaje individuales e institucionales se examinan, evalúan y ajustan sistemáticamente para garantizar la pertinencia de la formación y la retención de los conocimientos.

 

La diversidad es un valor añadido

  • La diversidad de nacionalidades, géneros y experiencias es una importante aportación para el diseño y la ejecución de las actividades de aprendizaje. A través del intercambio de conocimientos y experiencias, los participantes se exponen a una multitud de contextos y a enormes cantidades de información. Las cuestiones de género están integradas en todas las actividades y en todos los materiales didácticos.

 

El diseño es flexible

  • El diseño tiene una importancia fundamental en el proceso de aprendizaje. Es flexible, se adapta a las necesidades de los participantes y se basa en los contextos locales en la medida de lo posible. La formación del Centro se imparte en ocho idiomas.

 

Calidad

Los servicios de calidad garantizan la ventaja competitiva del Centro frente a otras instituciones de formación. El Centro ofrece posibilidades de aprendizaje con un gran valor añadido que promueven la participación y fortalecen la acción profesional mediante el uso de métodos innovadores y no convencionales, además de cumplir con reconocidas normas del sector.

 

Los enfoques son mixtos

  • La mayor parte de las actividades de formación son mixtas y constan de tres fases:

1) una primera fase a distancia, en la que los participantes obtienen la información, los recursos y los conocimientos iniciales a través de Internet;

2) una segunda fase presencial, en la que se profundiza en el intercambio de buenas prácticas y se actualizan los conocimientos, competencias y actitudes gracias al contacto con expertos internacionales; y, finalmente,

3) una tercera fase a distancia, que garantiza el intercambio de recursos, fomenta la creación de foros y facilita la aplicación de las competencias adquiridas.

 

Los recursos son accesibles

  • El Centro Internacional de Formación de la OIT tiene un fondo de recursos de aprendizaje que ha ido acumulando a través de las operaciones globales de desarrollo que lleva realizando desde hace más de cuarenta años y entre las que se incluyen iniciativas de aprendizaje en línea, creación de material didáctico multilingüe, acceso a una selección única de bases de datos y recursos de aprendizaje, cooperación con otros organismos de las Naciones Unidas, y vínculos con universidades y centros de excelencia de todo el mundo.

 

El entorno de aprendizaje está dotado de las últimas tecnologías

  • El campus y las infraestructuras del CIF-OIT propician el aprendizaje y el intercambio de conocimientos. Todas las clases están equipadas con ordenadores con conexión a Internet y algunas están preparadas para la realización de videoconferencias e interpretación. Entre los servicios que permiten sacar el máximo partido del aprendizaje, se pueden mencionar también el diseño y la producción de material multimedia, la traducción y la interpretación, y los sistemas informáticos. Todos los lugares de formación fuera del campus están adaptados para garantizar un entorno que favorezca el aprendizaje.

 

El personal y los facilitadores son expertos

  • Los profesionales que imparten la formación no son únicamente especialistas en el tema de la actividad en cuestión, sino que también son conocedores de las prácticas pedagógicas más modernas. Las múltiples competencias del personal del Centro se actualizan de forma continua y se adaptan a las técnicas de formación o facilitación concretas de cada contexto.

 

Se promueven los valores universales

El principal objetivo del Centro es desarrollar las capacidades institucionales en los Estados Miembros de la OIT. Los temas y el contenido de las actividades se basan en los valores universales de las Naciones Unidas y en los conocimientos y competencia técnica de la OIT en materia de promoción del trabajo decente y del desarrollo sostenible.

 

El aprendizaje está basado en la experiencia

Las actividades del Centro están basadas en la experiencia y en los resultados. Los métodos utilizados son activos, participativos y están orientados a la práctica. Asimismo, hacen un amplio uso de las tecnologías de la información y la comunicación. Al menos el 60 por ciento del tiempo se dedica al aprendizaje estructurado y guiado, al intercambio de experiencias entre los participantes y a los ejercicios prácticos. En otras palabras, las clases magistrales, impartidas por expertos, no representan más que el 40 por ciento del curso.

 

Los conocimientos se comparten y se generan

Las actividades de formación del Centro se prestan perfectamente al intercambio de los conocimientos y experiencias que los participantes han acumulado en sus respectivos entornos de trabajo. La gestión pedagógica de estos intercambios favorece la generación de conocimientos transferibles.

 

Impacto

Para tener impacto, hay que marcar una diferencia. Ofrecer apoyo a los participantes en la planificación de la aplicación de las competencias recién adquiridas en su contexto organizacional incrementa el impacto del aprendizaje. El impacto y la sostenibilidad se refuerzan todavía más cuando varios miembros de la misma organización reciben una formación o cuando los participantes en una actividad pueden continuar interactuando a través de comunidades de prácticas y redes profesionales. Puesto que el impacto es cada vez más importante tanto para los mandantes como para los donantes, el Centro ofrece un seguimiento permanente de los resultados de estas actividades con el fin de mejorar su calidad.

 

Las competencias están integradas

  • La formación se vincula a la función del participante dentro de su organización. Una parte de cada actividad del Centro se dedica a la presentación de técnicas de sensibilización y promoción y/o al desarrollo de políticas para que los participantes puedan difundir el aprendizaje de forma concreta e integrarlo en la organización para producir el efecto multiplicador deseado.

 

Se establecen redes

  • Los antiguos participantes siguen beneficiándose de los conocimientos técnicos del Centro y permanecen en contacto entre ellos a través de redes informales.

 

La formación se evalúa de forma constante

  • La formación se evalúa sistemáticamente frente a una serie de objetivos fijados con anterioridad. La elaboración de informes regulares con las conclusiones de estas evaluaciones garantiza la aportación de comentarios y críticas que se utilizan para el diseño y ejecución de los nuevos programas.

 

Para más información, póngase en contacto con:

Centro Internacional de Formación de la OIT, Viale Maestri del Lavoro, 10 – 10127 Turín, Italia

Teléfono: +39 011 6936947 – Fax: +39 011 6391902 – Correo electrónico: delta@itcilo.org

 

el campus de Turín

Mapa y informaciónes


map_small.jpg

 

International Training Centre of the ILO

Viale Maestri del Lavoro, 10
10127 Turin - Italy

Contáctenos